El que escandalice a uno de estos pequeños que creen, más le valdría que le encajasen en el cuello una piedra de molino y lo echasen al mar. Si tu ojo derecho te induce a pecar, sácatelo y tíralo. Más te vale perder un miembro que ser echado entero en la “gehenna”. Si tu mano derecha te induce a pecar, córtatela y tírala, porque más te vale perder un miembro que ir a parar entero a la “gehenna”.

viernes, 29 de marzo de 2024

Del árbol caído todos hacen leña

 Es triste pero muy real, que cuando alguien cae en desgracia todos aprovechan para cebarse con èl. Pasa mucho con los famosos, que un día están en la cumbre y al siguiente al pie de los caballos. Esto desmiente el principio de que el hombre es bueno por naturaleza.

En los casos de bulling, por ejemplo, no van contra el más fuerte y seguro de sí mismo; sino que siempre atacan al apocado, al acomplejado y al que no sabe o quiere  defenderse por sí mismos.  Son agresivos pero cobardes.

Un ejemplo claro es Jesucristo, que pasó de ser alabado el domingo a acabar cayendo en desgracia y denigrado por todos, hasta su resurrección.

12 comentarios:

  1. Los que atacan son los que más miedo tienen, un abrazo Susana!

    ResponderEliminar
  2. El hombre nace bueno, malo se hace, Susana. Te doy toda la razón con lo del árbol caído, es así desde el principio de los tiempos. Podría escribir un libro de las intrigas que he vivido cerca en mi vida profesional y que sólo podría publicar una vez muerto como le pasó a John Kennedy Toole y su "Conjura de los Necios".
    Feliz viernes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que no has conocido tantos niños malos como yo. Un beso

      Eliminar
  3. Te deseo una Feliz Pascua de Resurrección.Besicos

    ResponderEliminar
  4. Siempre es así. Es la naturaleza humana. Te mando un beso.

    ResponderEliminar
  5. Que haya paz por estos días en tu tierra.
    Tienes mucha razón, aunque Dios prepara personas para levantar al caído (espero).

    ResponderEliminar

La joven deprimida de veintiocho años cuya muerte está prevista para mayo

Zoraya ter Beek tiene 28 años y vive en un pequeño pueblo holandés cerca de la frontera con Alemania. Comparte su casa con su novio, del que...