sábado, 8 de agosto de 2020

Que suene la música. La película

Venid al cine porque no os podéis perder esta película tan bonita. La vi anoche y me ha encantado. Tiene una buena historia, muchos personajes ineresantes y una música estupenda. Es de esas películas que te dejan con un buen sabor de boca a pesar de que tiene parte de drama, y está basada en hechos reales. Como de costumbre en el cine sólo estábamos seis personas y es un verdadero desperdicio. Creo que hay menos peligro allí que en cualquier cafetería. No seáis marineros de agua dulce y animaros a pasar un buen rato.

Con esto de la pandemia nos estamos perdiendo buenas películas que luego serán difíciles de localizar y es una lástima. Después de todo la mayoría de los contagios son asintomáticos. Ya sabéis que yo soy coronaexcéptica, así que eso no me va a parar. Pero me temo que a mi hija mayor y su novio no les dejan venir desde Alemania porque tendrían que hacer cuarentena. Todavía está pensando si puede venir. Pero si lo deja para más tarde puede que ya no venga este año. Lo que os digo, animaros ahora y no os perdáis esta película.

martes, 4 de agosto de 2020

La infancia

Recuerdo que cuando empecé a escribir mi primer blog estaba muy segura de mí misma y muy satisfecha sobre la infancia de mis hijos. Resulta que, aunque estaban siempre medio malos porque son alérgicos, se quedaban en casa los tres juntos y lo pasaban estupendamente. Más que hermanos, eran los mejores amigos. Cada día se ponían de acuerdo sobre lo que iban a hacer y pasaban las horas entretenidos sin darme el menor problema. Daba gusto lo bien que se llevaban. Era algo que me importaba mucho tras las malas experiencias de mi infancia.

Cuando llegó la adolescencia cambiaron sus intereses. A las niñas les dió por estudiar como jabatas, mientras que el chico se daba a la buena vida. Así que ya no tenían mucho en común y no se relacionaban tanto. Ahora las chicas son las que tienen una buena vida por lo mucho que han estudiado, mientras que mi hijo va tirando. Así son las cosas. Pero al menos nadie les podrá quitar sus buenos recuerdos y es algo que espero que transmitan a sus hijos.

jueves, 30 de julio de 2020

La lista de enlaces

Tengo un poco de lío entre el nuevo blog y el antiguo porque tenía una lista de blogs con ochenta enlaces y, claro, no pensaba copiarlos todos porque algunos ya no escriben. Pero a la hora de traer la lista aquí cogí de momento los veinte que más me sonaban, así que ahora tengo que entrar en los dos blogs para hacer comentarios y es un lío. De modo que estoy pensando si copiar toda la lista o dejarlo así. La cuestión es que cuando firmo sale la dirección del  blog en el que estoy entonces.

Por otra parte, tampoco sé cuáles de los blogs son realmente mis seguidores y a cuáles les gusto. Me he llevado un par de disgustos con blogueros a los que pensaba que les caía bien y resulta que no. Este mundo es realmente complicado. Nunca sabes cuando alguien se molesta y no te lo dice. Es una lástima. Es lo que tiene relacionarse por escrito, que todo se puede malinterpretar. Hay quien piensa que yo soy una persona agresiva y os aseguro que en realidad no puedo ser más inofensiva.

jueves, 23 de julio de 2020

Volver a empezar

No sabéis lo que me alegro de que estéis por aquí y de vuestros cariñosos comentarios. Empiezo este blog con la intención de escribir exclusivamente sobre mi vida. He tenido algunos cambios últimamente. Mi hija mayor en Alemania se va a vivir con su novio. La pequeña quiere irse a Francia de erasmus para estar más cerca del suyo. Lo que pasa es que de momento no ha conseguido alojamiento. En cuanto a mi hijo, ya está viviendo la mitad de la semana con su novia. De manera que se puede decir que los tengo a los tres comprometidos a la nueva usanza.

Me gusta mucho porque yo siempre he tenido mentalidad alemana. Me casé a los veintidós años y pienso que los chicos tienen que hacer su propia vida lo antes posible. Eso les chocará supongo a aquellos que ya me han catalogado como católica tradicional, y la verdad es que lo soy, pero con muchas excepciones. Y es que andar clasificando a la gente conduce a errores frecuentes. Cada persona es un mundo y depende de sus circunstancias. Yo me considero incatalogable.

miércoles, 15 de julio de 2020

Hola

Éste  es mi nuevo blog donde tengo la intención de escribir sólamente sobre temas personales y privados. De este modo espero no tener más problemas con el sistema.

Que suene la música. La película

Venid al cine porque no os podéis perder esta película tan bonita. La vi anoche y me ha encantado. Tiene una buena historia, muchos personaj...