El que escandalice a uno de estos pequeños que creen, más le valdría que le encajasen en el cuello una piedra de molino y lo echasen al mar. Si tu ojo derecho te induce a pecar, sácatelo y tíralo. Más te vale perder un miembro que ser echado entero en la “gehenna”. Si tu mano derecha te induce a pecar, córtatela y tírala, porque más te vale perder un miembro que ir a parar entero a la “gehenna”.

viernes, 2 de julio de 2021

Abortó dieciocho niñas

 

La realidad de Vietnam evidencia los efectos grotescos del aborto legalizado

Abortó a 18 hijas hasta lograr un hijo: ¿esto es lo que defienden en nombre de la mujer?

Life Action News publicó esta grotesca noticia el jueves. Una mujer de Vietnam ha reconocido en la televisión de ese país que abortó a 18 hijas por nacer hasta lograr tener un hijo varón.

Feministas por el derecho a vivir
El País tacha el aborto de ‘barbarie’ y ‘asesinato’, pero sólo si se mata a niñas

En Vietnam la ley considera el aborto un “derecho” de la mujer

La madre hizo esta confesión ocultando su cara ante las cámaras. Según alegó, tener un hijo era el deseo de su marido. La Ley de Protección de la Salud Popular de Vietnam, promulgada en 1989, establece que toda mujer tiene el derecho de “llevar a cabo el aborto inducido a su petición”. Es decir, que en esa dictadura comunista cualquier mujer puede abortar las veces que le dé la gana. Es un “derecho”, ése que proclaman ciertas feministas contra lo que decían las pioneras del feminismo. Si son consecuentes, cualquiera de esas abortistas no debería ver nada vergonzoso en que una madre haya matado a 18 hijas por nacer: es su “derecho”, ¿no? O al menos eso es lo que quieren hacer creer a la sociedad. En Occidente, las abortistas incluso estigmatizan a quienes defendemos el derecho a vivir desde la concepción, diciendo que estamos contra las mujeres. Por lo visto, las millones de niñas que mueren abortadas les importan muy poco a esas feministas.

Con la tasa de Vietnam, España tendría más de 500.000 abortos al año

Actualmente Vietnam tiene la mayor tasa de abortos de Asia: en torno a un millón de abortos anuales en un país con 91 millones de habitantes. Para que nos hagamos una idea, si España tuviese la tasa de abortos de Vietnam, en vez de 112.000 abortos anuales tendríamos 516.000. En Vietnam, las mayores tasas de abortos se dan en las zonas rurales del país y entre las mujeres con menor nivel educativo. Vietnam es también uno de los países del mundo con mayores tasas de mortalidad materna, prenatal y neonatal. En ese “paraíso” del aborto, ser madre embarazada, hijo por nacer o hijo recién nacido implica un alto riesgo de morir.

El aborto ha causado un desequilibrio demográfico en el país asiático

Hace ya años que Vietnam está sufriendo un fuerte desequilibrio demográfico pues son muchas más las niñas abortadas que los niños abortados. En ese país es ilegal el aborto selectivo, pero con los avances médicos actuales, es facilísimo conocer el sexo del bebé. Establecer el aborto como un “derecho” y a la vez ilegalizar el aborto selectivo de niñas es tan incongruente como decir que tienes derecho a comprar el coche que quieras, pero no del color que desees. O se protege la vida prenatal sin excepciones -pues no puede haber excepciones a la defensa del derecho humano más primario de los miembros más débiles de la especie humana-, o se da rienda suelta a asesinatos en masa de niñas por nacer como los que se están produciendo en Vietnam y en otros países.

Medios abortistas llaman “asesinato” al aborto… pero sólo al de niñas

Y sí, he dicho “asesinatos” en masa. Medios abiertamente partidarios del aborto legalizado, como el diario progre El País y el diario ultraizquierdista Público, han tachado de “asesinato” el aborto selectivo de niñas. Por lo visto, si decides abortar a un bebé por nacer por el hecho de ser varón, o por ser discapacitado, o por tener alguna enfermedad, o por el motivo que sea, no es un “asesinato”, pero sí lo es si decides acabar con su vida por ser una niña. Sigo esperando a que alguien me explique qué lógica hay en llamar “asesinato” al aborto de una niña y “derecho” al aborto de un niño. Hasta ahora ningún abortista ha tenido ese detalle, seguramente porque la defensa del aborto prescinde de toda lógica, del respeto por la ciencia y de pautas éticas y morales tan básicas como la defensa de la vida y la protección de los más débiles e indefensos.

13 comentarios:

  1. Hay culturas que no han evolucionado en el tiempo, la barbarie es su estandarte, un abrazo Susana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que pasa cuando se suma el aborto conla tradición. Un beso

      Eliminar
  2. Muy triste lo que cuentas.Besicos

    ResponderEliminar
  3. me gusta lo que escribes y como lo cuentas

    ResponderEliminar
  4. Hasta en este tema hay discriminación sexista ¡qué horror!
    Besitos.

    ResponderEliminar
  5. Me gusta lo que escribes No ando metida en nada
    Me basta con la pandemia que sigue cambiando de cara

    ResponderEliminar
  6. Me gustaría centrarme en la persona olvidándome de la ley; tan sólo, en la naturaleza del ser humano como individuo. Me pregunto qué es lo que pasa por la cabeza de una mujer cuando aborta; cuando tiene un hijo en sus entrañas y amparándose en una ley que dice que ya es madura decide matarlo (porque esa es la palabra) ¿ se queda indiferente? yo creo que no. Hay que tener la sangre muy fria para eliminar a tu propio hijo y después irse de copas con los amigos. Con estas ley del aborto somos peores que los animales para permitir que un ser no nazca. Quisiera saber qué es lo que pasa por la cabeza de una madre cuando sabe que mata a su hijo porque yo creo que con ese acto es para volverse loco.

    Hay otra ley que es la ley trans que colma el vaso de la estupidez. Niños que sin ser maduros crean que cambiar de sexo es su salvación para ser felices. Yo creo que no porque de esa manera se destruiran a ellos mismos. En lugar de tener un apoyo psicologico, los invitan a transformar su cuerpo mutilandolo porque así son hombres o mujeres de verdad. Me parece una estupidez. Por supuesto que creo que la persona que nace con una orientación sexual diferente es para toda la vida pero, vamos a enseñarles a ser felices y a aceptarse tal como son. Me aprece horrible tambien la ley trans porque juegan con jovenes como si eso fuera la modernidad del adelanto para terminar con la cabeza en un pesebre.

    Poco puedo opinar mas que esto y por supuesto estoy sujeto a las críticas que llegarán pero centrandome en la persona, la educación debe de actuar para formar a la persona y no a un monstruo.

    Eso pienso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gustan mucho tus opiniones. Lástima que sólo sea un comentario. Podrías escribir sobre ello. Un beso

      Eliminar

Claro como el agua

 Se dice de algo que es evidente. Aunque no se use para eso, yo prefiero a las personas claras como el agua. En el buen sentido y el malo. E...